Los frutos secos en tu dieta

En ocasiones, solemos pensar que lo más recomendable es eliminar los frutos secos de la dieta porque suelen contener muchas calorías. Sin embargo, sus efectos pueden ser muy beneficiosos para nosotros siempre que no abusemos de su consumo.

Son ricos en grasas, sí, pero en aquellas beneficiosas que ayudan a reducir el colesterol y los lípidos. También aportan proteínas, fibra, vitaminas y minerales. De hecho, muchos de ellos son ricos en vitamina E, un gran antioxidante.

Sus propiedades también los hacen protectores del corazón y por ende, nos ayudan a prevenir algunas enfermedades coronarias.

Es importante que los toméis en crudo y no salados, pero podéis tomar unos poquitos a la semana, sobre todo para sustituir otros alimentos menos recomendables y que pueden ser más negativos en tu dieta. Puedes tomarlos solos o bien introducirlos en las ensaladas para hacerlas más variadas y sabrosas.

Escrito por | 12 de abril de 2012 | 0 comentarios
Categorias: General | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta