La leche y sus derivados

Son los alimentos que más sustancias nutritivas reúnen; tomarlos es garantía de buena nutrición a cualquier edad.

Los lácteos aportan proteínas de valor equiparable a la carne, los huesos y el pescado.

Nos dan un calcio que nuestro organismo absorbe mejor que el de otros alimentos y que es imprescindible para la infancia, la adolescencia, el embarazo, la lactancia, para después de la menopausia, período en el que se producen carencias importantes de este mineral (osteoporosis), así como para las personas mayores, tanto para los hombres como para las mujeres.

Llevan importantes cantidades de vitaminas A, D y del grupo B.

El queso y los derivados lácteos conservan bien todas estas sustancias nutritivas descritas.

La intolerancia al azúcar de la leche (lactosa) se resuelve con los yogures, fabulosos para regenerar la flora intestinal y prevenir infecciones intestinales.

Como todos sabemos, la leche y sus derivados pueden cocinarse en cremas, salsas, pastas, croquetas, natillas, purés …; para variar, alegrar y enriquecer la comida diaria en las diversas culturas del mundo.

Escrito por | 5 de mayo de 2012 | 0 comentarios
Categorias: General | Etiquetas: , , , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta