La cúrcuma, una sana especia

La cúrcuma es una especia de gran tamaño, que crece en un clima tropical, cálido y húmedo, tiene una gran raíz de 10 cm de diámetro, y su tallo es duro, el cual se corta en rodajas y se deja secar. La cúrcuma se presenta en rodajas naranjas con olor agradable. Después del secado, el polvo de la cúrcuma se presenta de color amarillo anaranjado, y tiene un sabor similar al pimentón dulce, pero con toque ligeramente más amargo.

Es originaria de la Asia meridional, y se cultiva desde hace miles de años en el sur de la India, malasia y en la isla de Java. También se cultiva en China, Japón, Indonesia, Birmania y parte de África. En oriente lo utilizan para mejorar el sabor de sus platos, aparte que para darles color. Es un colorante natural, de hecho, los budistas, lo han utilizado para teñir ropas. En la actualidad, el colorante E100 en la coloración industrial, es el tinte de cúrcuma.

En la cocina india, tailandesa y camboyana, es habitual encontrar platos en su gastronomía, la cual aparezca la cúrcuma.

Esta especia, también es conocida por sus propiedades terapéuticas, aparte de presencia en la gastronomía. Es utilizado para tratar heridas por aspersión, enfermedades de la piel, como la sarna, y para la mejora de la digestión o como anti inflamatorio.

Si aparte de la cúrcuma, añades a tu plato pimienta negra, ambas permiten multiplicar las propiedades terapéuticas para la salud, aparte de dar un sabor exquisito a tu cocina.

Escrito por | 5 de septiembre de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Dietas Tradicionales y General | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta