La absorción

Se entiende por absorción el fenómeno de pasar los elementos que contienen los alimentos y que la digestión ha preparado en partículas adecuadas a través de la pared intestinal. La mucosa del intestino es regada por vasos sanguíneos, que captan estas sustancias, y así a través de la sangre son transportadas a todas las células del organismo, que en su interior se utilizarán para la producción de energía o para ser convertidas en otros elementos necesarios en muchas funciones.

Todo esto ocurre mayoritariamente en el intestino delgado para que más adelante en el intestino grueso (colon) ya no haya posibilidad de trabajar con enzimas digestivas. En el colon se reabsorbe parte del agua contenida en los alimentos, los electrolitos y vitaminas, pero no en los nutrientes energéticos. También los restos no digeridas en esta última fracción pueden ser transformadas por fermentaciones que corren a cargo de las bacterias que viven y que, aparte de constituir una defensa, preparando los restos para ser evacuadas.

Escrito por | 19 de mayo de 2012 | 0 comentarios
Categorias: General | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta