Este verano… ¡Bebe agua!

Todos conocemos la teoría y sabemos que lo ideal sería beber unos dos litros de agua al día. En cambio, abusamos de otro tipo de bebidas y al final no consumimos todo el agua que deberíamos. El verano es una buena época para sustituir refrescos y otras bebidas azucaradas por el agua, que es lo que más apetece cuando tenemos muchísimo calor y lo que mejor nos viene para hidratar nuestro cuerpo.

Además, según algunos estudios que publicaba hoy Europa Press, si lo que queréis es perder peso, el agua es un grandísimo aliado. Así, en la Universidad Virginia Tech de Estados Unidos se comprobó que los adultos que tomaban dos vasos de agua antes de empezar a comer perdieron casi dos kilos más en la dieta que realizaban que los que no los tomaban.

Esto es así, según la profesora encargada del estudio, porque “el agua silencia el hambre. Sin embargo, no tenemos pruebas concluyentes de que el aumento del consumo de agua reduce el peso”. En todo caso, los beneficios del agua son múltiples. Así que, sin encima ayuda de algún modo a saciarnos, razón de más para beberla.

La investigadora alemana Rebecca Muckelbauer apunta que otro motivo por el que se pierde más peso al beber agua es que aumenta el gasto de energía del cuerpo.

Ya sabéis, el agua aportará beneficios a vuestro organismo, vuestra dieta y por si no lo sospechabais, ¡también a vuestra piel! No olvidéis llevaros vuestra botellita cuando salgáis de casa.

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta