Dieta de la sopa de col

Esta dieta, baja en calorías, dura sólo 7 días. No es recomendable hacerla por más tiempo. Eso sí, luego hay que hacer una dieta de estabilización. Existen varias versiones, pero la idea es comer sopa de col junto a otros alimentos cada día, en los que no se limita la cantidad.

La sopa se hace con verduras de temporada alta, como cebolla, col, tomate, apio, zanahoria… Hiérvelas sin grasa durante 10 minutos y cuece a fuego medio hasta que esté todo tierno. No lo pases por pasapurés ni batidora.

Sobre las bebidas, puedes tomar agua, té o café sin azúcar. El menú podría ser el siguiente:

Día 1: Sopa de col y fruta, excepto plátano.
Día 2: Sopa de verduras verdes. Evita consumir leguminosas. Para la cena, puedes comer una patata asada con un poco de mantequilla.
Día 3: Sopa de col y fruta (excepto plátano) y verduras verdes.
Día 4: Sopa de col, leche desnatada a voluntad y 8 plátanos como máximo.
Día 5: Sopa de col, entre 300 y 500 g de ternera y hasta seis tomates frescos. Bebe unos 7 u 8 vasos de agua para purificar el organismo.
Día 6: Sopa de col y ternera o pollo asado sin piel, con verduras.
Día 7: Sopa de col y arroz integral; verduras y zumos de fruta no azucarados a voluntad.
Se pierden entre 5 y 7 kilos, pero no olvides acompañarla de suplementos vitamínicos y minerales para solventar las carencias que presenta.

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta