Comidas para bebés en invierno

Las bajas temperaturas del invierno hacen que la nutrición del bebé sea más compleja, ya que necesitan de nutrientes y otras calorías que durante el resto del año no necesitan. Tener en cuenta las calorías y los aportes vitamínicos es fundamental.

Algunos de los platillos preferidos para los bebés en invierno son los siguientes

Patatas a la boloñesa. Una manera de que más pequeños puedan comer el clásico puré de con carne  de una forma diferente. El procesado de la carne lo hace una opción especial para que los niños que aún no pueden masticar del todo bien. Además de incorporar varios vegetales mesclados en el plato de la comida.

Salsa universal para niños. La pasta, el arroz, las patatas, y si lo prefieren el pollo o la carne picada le aportan gran variedad de vitaminas. Lo mismo hace la col que tiene ácido fólico, vitaminas K, H, B5y C y una cantidad para nada despreciable de energía que aportarán las condiciones necesarias para enfrentar las bajas temperaturas.

Finalmente, recordad que no hay menú tan rico, para un niño, como aquel que se presenta con alegría, con ideas creativas, combinando los colores vivos que las frutas, verduras, cereales y demás, nos ofrecen desde la naturaleza. Un niño bien alimentado, es un bebé feliz.

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta